jueves, 22 de enero de 2015

Alma de niña...

Libertad natural: Así se llama esta obra pictórica, la imagen elegida por Sindel. Sin duda, inspiradora y preciosa... 






Flor decide abrir su caja de retazos de tela:  cientos de colores;  verdes, azules, rosas, naranjas, y todas las tonalidades posibles dibujadas en pequeños trozos de tejidos perfumadas con el cariño de su abuela; diez años hacía ya.... pero su alma de niña, aún soñaba con la mariposa que la trajese de vuelta.





Nadie puede hacer por los niños lo que hacen los abuelos: Salpican una especie de polvo de estrellas sobre sus vidas»
Alex Haley (escritor estadounidense)

9 comentarios:

  1. Que bello relato lleno de sentimiento y cariño.
    besos

    ResponderEliminar
  2. Qué hermoso! Un texto lleno de imágenes, de sensaciones, y de esa melancolía que dejan las ausencias. Tal vez esa mariposa sea una enviada de la abuela para estar junto a ella.
    Uno genera tanto apego a esas cosas que nos recuerdan a los seres queridos, que a través de ellas podemos sentirlos más cerca.
    Me encantó lo que te inspiró la imagen! Gracias por tu compañia!
    Un beso enorme.

    ResponderEliminar
  3. Qué bonito! Y un gran homenaje a los abuelos, que sin dudas, son seres entrañables que nos entregan todo de sí, tantas cosas que vivirán en cada uno de nosotros como recuerdo y compañía imborrables.
    La pintura te ha abierto una puerta creativa hacia la ternura, el amor y la nostalgia.
    Besos!
    Gaby*

    ResponderEliminar
  4. Hola ángeles Medina , una foto muy bonita.
    En cuanto al cuento , muy tierno con ese toque de inocencia infantil , me a gustado mucho.
    Te deseo un feliz fin de semana , te mando un calido abrazo de Flor .

    ResponderEliminar
  5. Muy hermoso, no hay que perder nunca ese alma de niña que nos permite soñar cuando la vida no nos deja.

    Un abrazo Ángeles.

    ResponderEliminar
  6. Bello relato de añoranza y nostalgia de esa figura tan necesaria en la vida de los niños. Los abuelos. Yo los perdí muy niño y no me acuerdo de ellos. Me hubiera gustado crecer con ellos a mi lado.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  7. Los recuerdos, nuestro tesoro más preciado que ignora el futuro mientras disfruta el presente reviviendo esos retazos del pasado que no nos deja allá donde vayamos. Un placer volver a estar por aquí. Un abrazo

    ResponderEliminar
  8. Cuanta ternura y delicadeza se siente entre tus letra en esa alma de niña. Una delicia.

    ResponderEliminar

Gracias por dejar tu huella en este "Barco de sueños"